Corradi
Insights

Aeropuertos, centros comerciales, museos: sitios verdes sorprendentes

Aeropuertos, centros comerciales, museos: sitios verdes sorprendentes

Junglas verdes en los aeropuertos y en las estaciones de trenes, jardines en los centros comerciales, huertos urbanos en las salas de espera de las terminales: cuando la arquitectura se funde con el diseño verde el efecto es sorprendente. Pero el objetivo en este caso es aún más alto y noble: no solo asombrar al público o proporcionar una nueva arquitectura para los espacios públicos, sino también ofrecer un nuevo tipo de experiencia a las personas creando un escenario “híbrido” en donde el espacio exterior entra en los espacios cerrados, los contamina y los valoriza. Veamos juntos una galería de sitios verdes sorprendentes por el mundo, que cada día cautivan a miles de visitantes.

El “Jardín Mágico” del aeropuerto de Singapur

Changi Airport es el séptimo aeropuerto del mundo por tráfico internacional, pero desde que un “Jardín Mágico” envolvió el nudo de conexiones de Singapur, este dato pasa a segundo plano para cada viajero. Las miradas ya no se concentran en las pantallas que anuncian las salidas, sino que intentan identificar el Vórtice de Lluvia, que con sus 40 metros de altura es la cascada interior más alta del mundo, o el sendero para aventurarse en el Valle del Bosque, una jungla cubierta que ocupa cinco pisos, desde el que se llega, por último, al Parque Canopy, en el último piso, un parque de atracciones para grandes y pequeños que comprende laberintos de arbustos, puentes colgantes, jardines floridos y otras sorprendentes atracciones sumergidas en el verde. Inaugurado en la primavera de 2019, el Jewel Changi Airport es un complejo arquitectónico que envuelve y caracteriza el tradicional aeropuerto introduciendo un nuevo concepto de diseño, como ha explicado a la CNN su creador, el arquitecto de fama mundial Moshe Safdie: “Quería explorar un nuevo tipo de espacio urbano, un espacio al que se acude naturalmente, porque es necesario ir de compras, porque estás volando desde algún sitio y, aún así, es un jardín. Creo que uno de los motivos por el que hemos ganado la licitación fue que las otras presentaciones parecían centros comerciales y se sentían como centros comerciales, mientras que esta, no está pensada como un centro comercial, porque es un nuevo tipo de experiencia. Y nos hace reflexionar sobre cómo podrían ser los centros urbanos si dejamos volar nuestra imaginación”.

El huerto urbano del aeropuerto de Chicago (Estados Unidos)

La unión entre naturaleza y aeropuertos encuentra en el nudo de conexiones de Chicago una nueva propuesta, que funde diseño con ecosostenibilidad, gracias al huerto urbano interior, de cultivo “aeropónico” (que prevé la ausencia de un apoyo a nivel radical, con las raíces alimentadas por una “niebla” nutritiva), que abastece a los cuatro restaurantes de la estructura con verdura ecológica y hortalizas km 0. De esta manera, los viajeros no solo comen productos frescos, sino que pueden relajarse, mientras esperan su vuelo, en un oasis verde donde crecen judías, pimientos, albahaca, cebollino y flores.

Un parque en la sala de espera

El Schiphol Airport de Ámsterdam (Holanda) pensó en el bienestar de los viajeros a quienes se pone a prueba mientras esperan su vuelo. Por ello, el aeropuerto holandés introdujo un parque en la sala de espera, diseñado por Maurice Mentjens, decorado con mobiliario rústico y plantas vivas, paredes de espejo que evocan los bosques más famosos del mundo y bancos con forma de tronco de árbol. Un espacio verde con vistas al jardín exterior, un agradable espacio en plein air con bares que ofrecen – obviamente – comida ecológica.

El jardín tropical de la estación de Atocha, en Madrid

Uno de los jardines tropicales más bonitos del mundo se encuentra en España, en la  estación de tren de Atocha, en Madrid. Los 4.000 m2 de vegetación que han sustituido a la antigua estación terminal en los años 80 son el alma de la remodelación realizada por el arquitecto Moneo. Una de las primeras intervenciones de recalificación en estilo verde del Viejo Continente, un oasis verde espléndido y poco común habitado por especies tropicales.

El centro comercial más grande del mundo tiene un jardín

Se encuentra en China, era inevitable... Pero el aspecto sorprendente del New Century Global Center de Chengdu no es tanto la dimensión titánica, más de 1 millón 700 mil m2 de superficie, sino la presencia en su interior de un jardín de 400 mil m2, casi diez veces el parque del Palacio Real de Caserta, para que se entienda. Un espacio verde tan amplio que llamarlo “jardín” quizás es limitado, ya que la frondosa vegetación presente se desvanece en una… playa (!), que a su vez da a una aldea de estilo mediterráneo.  

¿Y en Italia?

En Italia para encontrar algo tan imponente y encantador tenemos que volver con la memoria a la EXPO Milán, la Exposición Universal que en 2015 posicionó por seis meses al Belpaese en el centro del mundo. Muchos arquitectos interpretaron el tema de la edición – “Nutrir el planeta, energía para la vida” – con presentaciones y pabellones con una fuerte tendencia verde, con bosques alpinos, junglas tropicales, huertos botánicos, senderos, prados, laberintos, cascadas y jardines acuáticos. Un atractivo que dirigió la atención de la opinión pública y de los más de 22 millones de visitantes al garden design como probablemente no había sucedido nunca. Hoy, el mensaje de EXPO ha sido recibido in primis por el Fuorisalone di Milano, que ha visto florecer en las calles y en los patios de la ciudad instalaciones cada vez más verdes, y también por diferentes arquitectos, que han asimilado las indicaciones estilísticas internacionales admiradas en la EXPO para proyectar oasis urbanos sostenibles y refinar algunos “no lugares” típicos de nuestra sociedad: los centros comerciales y los outlets. De esta manera, surgen parterres y fuentes, arbustos y jardines floridos, eras y huertos más o menos grandes, que salpican el lugar, pero con un hilo conductor común: todas son intervenciones de estilo verde introducidas para transformar espacios grises y a menudo anónimos en sitios verdes agradables y poco comunes, devolviendo al espacio exterior sus valores de libertad y belleza, en armonía con el hombre. 

Sin necesidad de volar hasta Singapur o recrear la magnificencia de la Expo, ¿por qué no intentar transformar con detalles creativos y verdes un rincón de tu casa? Una perfecta contaminación entre espacio exterior e interior que asombrará a tus invitados. 

Mantengámonos en contacto

REGÍSTRATE AL NEWSLETTER PARA RECIBIR LAS ÚLTIMAS NOTICIAS DE CORRADI